Una de las consecuencias inmediatas del COVID-19 fue la suspensión total de los vuelos comerciales en la mayoría de los países del mundo. Los aviones están considerados uno de los medios en que mejor se ha desplazado el virus de un país a otro lo que, entre otras cosas, explica la velocidad con que éste se expandió por el mundo y llegó rápidamente a casi todos los rincones de la tierra.

Por las características inherentes al sector, las terminales aéreas constituyen uno de los escenarios donde se genera una interacción permanente entre distintos actores. Y, al mismo tiempo, el ámbito aeroportuario es uno de los sectores sobre los que el impacto negativo de esta pandemia se puede ver muy claramente, con caídas en la demanda de más del 50%, la paralización del sector y el arrastre de lo que esto significa en relación con otras industrias íntimamente relacionadas como, por ejemplo, el turismo. Es necesario tener en cuenta que solamente el sector aeroportuario aporta 10% al PBI de la Argentina y genera el 9,4% de los empleos del país llegando a casi 2 millones de fuentes de trabajo.

Diversas empresas de aviación, así como algunos aeropuertos y organismos públicos vinculados a la seguridad, el control o la regulación área, han comenzado a preparar las nuevas reglas para el momento en que se normalice progresivamente la actividad. Han trascendido borradores de algunas de las ideas y lineamientos que serán las futuras normas que deberán observar las empresas, los aeropuertos y el transporte de pasajeros y cargas, en el marco del COVID-19.

La Universidad Provincial de Ezeiza -UPE- a través de la Licenciatura en Gestión Aeroportuaria, única en Argentina, y en conjunto con su “Observatorio de Transporte Aéreo y Turismo”, ha elaborado una «Guía de recomendaciones y orientaciones para el transporte Aéreo de pasajeros y de carga en el marco del COVID-19», que tiene como finalidad esencial “colaborar con las autoridades competentes en materia de salud pública y de transporte aéreo, a través del análisis y la contextualización de las medidas recomendadas por los principales organismos internacionales y nacionales con injerencia en la materia”.

Este trabajo contempla todas las circunstancias que pueden suceder en una terminal aérea, desde el instante en que llega el pasajero o la carga hasta el momento en que la aeronave despega.

Con gran seriedad y solidez técnica esta guía -que se extiende por 23 páginas e incluye anexos con protocolos de sanidad aeroportuaria, así como modelos de informes y declaraciones juradas- contiene una serie de recomendaciones que abarcan, entre otras cosas:

  • Medidas para trabajadores de las aerolíneas que participan del vuelo (TCP-Pilotos)
  • Recomendaciones para los Organismos Públicos, Privados y personal que presta servicios laborales dentro del Aeropuerto
  • Recomendaciones a nivel Organismos/Empresas públicas y privadas
  • Recomendaciones generales para todas aquellas personas que presten algún tipo de servicio dentro de la terminal aérea
  • Recomendaciones generales para el tratamiento de la Carga aérea

La Universidad Provincial de Ezeiza ha puesto el trabajo a disposición de las autoridades competentes en la materia como aporte dentro del contexto de la pandemia de COVID-19, esperando que “sirva para poner en pie a este importante sector de la economía nacional presentando a la sociedad en general y a la comunidad aeroportuaria en particular, una guía técnica fruto de la capacidad técnica y académica de nuestros docentes y estudiantes.”

Nota: puede ver la Guía completa en https://web.upe.edu.ar/lic-en-gestion-aeroportuaria/

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here